“El trabajo más productivo es el que sale de las manos de un hombre contento”

 

Muchas veces hablamos de “la empresa” como un ente único, pero la realidad es que cada empresa está compuesta por gran número de personas. El reto actual es lograr que todos ellos se aúnen en torno a un objetivo común y el camino no es otro que fomentar el engagement. Las empresas deben tratar de “enganchar” a sus trabajadores.

Puede que parezca obvia la importancia de mantener contentos a los empleados, pero muchas veces no se repara en los beneficios directos que esto genera ya no solo para las personas que allí desempeñan sus funciones como para la marcha general de la empresa.

En un país donde el número de empleados que se consideran parte de su empresa y se implican en ella no llega al 20%, las empresas que han logrado aglutinar a sus empleados alrededor de una misión común han visto crecer sus beneficios en los últimos años.

Los métodos para implicar a los trabajadores son muy diversos, desde la gamificación de las rutinas hasta el fomento de la creatividad personal. Pero básicamente se asienta sobre los principios de selección de personal, reconocimiento, mejora de las condiciones del espacio, planteamiento de objetivos realistas, reconocimiento del trabajo bien hecho y aperturismo a la hora de recibir feedback por parte de los empleados.

engagementclub

 

Aquellas empresas que han puesto en práctica estas medidas, han visto mejorar sus beneficios, demostrándose un impacto directo de la satisfacción del trabajador en los éxitos de la empresa al incrementarse la eficiencia y la productividad. Otro de los factores que hacen que el entusiasmo del trabajador repercuta en los beneficios, es el hecho de que cada empleado se convierte en un embajador de la entidad trasladando una imagen positiva que atrae a nuevos clientes y genera confianza.

Por último, pero no menos importante, una empresa con un buen engagement genera grupos de trabajo más efectivos debido al desarrollo de la creatividad y más cohesionados al tener mas posibilidades de retener el talento al tiempo que se evitan problemas como el absentismo.

En definitiva, como ya dijo hace muchos años Victor Pauchet, innovador cirujano francés, “El trabajo más productivo es el que sale de las manos de un hombre contento”.

Y si quieres aprender más sobre el engagement  pincha aquí

 

 

 

Sin comentarios.

Deja un comentario

Utilizamos cookies para garantizar que tenga la mejor experiencia en nuestro sitio web.
Más sobre nuestras cookies